UNAL gradúa primera cohorte de productores de sacha inchi

UNAL gradúa primera cohorte de productores de sacha inchi
Más de 20 agricultores, la mayoría excombatientes de grupos armados al margen de la ley, culminaron el Diplomado en Agroindustria de Sacha Inchi, convirtiéndose en la primera cohorte de productores certificados por la Universidad Nacional de Colombia (UNAL) Sede Orinoquia para comercializar productos creados a base de esta semilla.
 

La ceremonia de graduación de este programa pionero en el país tuvo lugar el lunes 19 de julio en las instalaciones de la fundación El Alcaraván.

El Diplomado ofrece valor agregado y con identidad de zona a un cultivo que en su proceso le apuesta a la paz, la reincorporación económica y la reconstrucción del tejido social de comunidades que antes centraban sus actividades en la delincuencia y el narcotráfico.

Con líneas cosméticas de horneados y cárnicos elaborados con el aceite esencial de las nueces procesadas y la torta restante de la extracción del sacha inchi, los estudiantes fueron alcanzando una curva de aprendizaje que no solo les permitió elaborar sus propios alimentos y productos de cuidado personal, sino además adquirir habilidades para su comercialización estratégica, lo que les permite fortalecer la economía familiar y darle un giro notable a la realidad que viven estas comunidades.

Según la profesora Yolanda Quiñones Segura, “antes del Diplomado algunos de los participantes tenían una base sobre el proceso agrícola del sacha, a partir de la cual se fue desarrollando toda una agroindustria; sus conocimientos giraban alrededor de lo que veían en medios de comunicación que destacaban las propiedades beneficiosas de la semilla en temas de salud. Algunos realizaban una transformación primaria de la cosecha, mediante la cual obtenían especialmente aceite y otros productos elaborados de manera muy artesanal”.

La docente de la Sede Bogotá, integrante del equipo de educadores que acompaña el proceso de formación de esta comunidad, explicó que con el desarrollo del Diplomado se buscó que los participantes conocieran a fondo lo que están produciendo, dándoles los elementos para entender y analizar desde el punto de vista técnico lo que difunden los medios.

Productores empoderados

Según el profesor Wilman Antonio Delgado, “hoy estas personas pueden hablar con propiedad tanto de las bondades como de las limitantes de su producto. Han ido unos pasos más allá en los procesos de agregación de valor, pues con el conocimiento que han adquirido son capaces de proponer y diseñar nuevos productos que aprovechan la funcionalidad de la materia prima y responden a las exigencias del mercado”.

En general, para los docentes que participaron en el Diplomado resulta muy grato verlos empoderados presentando sus productos con la terminología técnica apropiada, y ante todo manejando con propiedad el conocimiento adquirido.

En ese sentido, Omaira Fuentes Orellano, suplente del Consejo Administrativo de la Cooperativa Agrícola para la Paz (Agropaz), accionista en la SAS Filimarpaz y beneficiaria de esta primera cohorte de estudiantes certificados por la UNAL en Agroindustria de Sacha Inchi, dio a conocer su proceso de formación y asegura que aprender técnicamente el procesamiento de este cultivo le brinda opciones económicas adicionales, facilitándole la transformación de esta planta desde su casa.

Uno de los mayores retos a los que se deben enfrentar los graduados es encontrar un mercado estable en el que sus productos sean promocionados y reconocidos por sus grandes beneficios tanto para las personas como para el desarrollo de la comunidad. Es por eso que la UNAL les ha abierto una puerta de oportunidades que permitan el crecimiento y fortalecimiento del gremio.

Redactado por: Noticias UNAL
Mayor información: >agenciadenoticias.unal.edu.co